La estrella del pop sigue haciendo de las suyas, mostrando al mundo que las críticas no le importan


Miley Cyrus fue captada por los paparazzi la mañana del sábado 31 de agosto dando una caminata por su vecindario, su actitud fue relajada y burlona ante la serie de críticas que la persiguen tras su presentación en los premios MTV.

La ex ‘Hannah Montana’ hizo la seña de ‘amor y paz’ y saco su lengua tal como lo hiciera en el polémico número delos VMA’s.

Miley vestía unos pantalones deportivos, una camiseta blanca que dejaba ver su tonificado abdomen y la ausencia de ropa interior.

No cabe duda, Miley Cyrus tiene el menor interés por lo que se dice de ella, o por lo menos su actitud así lo sugiere. La también actriz ya había subido varias fotos a su perfil de Twitter en las que se le ve haciendo los gestos -de la lengua de fuera- que tanto han sido comentados.