Rihanna ha dejado demostrado que es una mujer realmente fuerte, al extremo de disfrutar la depilación. ¡Esperen! No cualquier depilación, se trata de la brasileña.


Un encargado de llevar a cabo el tratamiento contó a ‘The Daily Star’ que la barbadense parecía gustarle el dolor de la depilación en sus partes íntimas.

La fuente agregó que, como a toda clienta, iba a aplicarle una crema anestésica pero ella lo impidió. ‘De ninguna manera, amo el dolor. Se siente bien’, manifestó la cantante.

Además, durante el tratamiento de la depilación brasileña, Rihanna estaba cantando y tarareando canciones. ‘Ninguno de nosotros podía parar de reír’, contó el trabajador.

SC / NetJoven