En su tercer Verssinage …La Cámara de Comercio Venezolano –Alemana se engalanó para realizar en sus instalaciones el Verssinage

Trazos de Caribe y Jazz en que cual se dieron cita diferentes artistas que presentaron sus obras, en una interesante puesta en escena donde se agruparon en perfecta armonía la pintura, moda, gastronomía y música tomando lo mejor del color y el sabor caribeño que danzaron al son de las melodías del jazz.

La artista Consuelo Méndez ganadora de premios nacionales e internacionales vistió las instalaciones de la Cámara con sus coloridos cuadros. La artista ha participado en numerosas exposiciones en países como Bulgaria, Puerto Rico, Colombia, USA, Cuba, México, Polonia y Bélgica.

Las obras expuestas son una serie de dibujos/pinturas sobre papel que abarca, con algunas excepciones, la producción plástica desde el año 2006 hasta el presente quien indicó que “luego de un año gozando de mi jubilación formal le doy la bienvenida a una renovada libertad creadora llenando un espacio alternativo con mis obras”.

Las obras son el resultado de la expresión de las emociones manifestadas en el lienzo de manera abstracta, en un proceso netamente intuitivo donde protagonizan una gran variedad de colore0s, que van desde series de azules, monocromáticos, blancos y negros.  

Además en esta ocasión las diseñadoras Ximena Gutiérrez y Florlenz Alerte hicieron una puesta interesante de sus piezas con modelos que desfilaron como lo indicaron sus creadoras “una propuesta Arte- Moda que bajo el compás del jazz, improvisamos para crear vestidos y accesorios llenos de movimientos, manchas, líneas, tonos armónicos tanto en diseños, telas y tejidos”. Un desfile enmarcado dentro de la presentación de las pinturas de Méndez.

Para cautivar el paladar los presentes pudieron degustar de las delicias en chocolate del chef chocolatier Pascall Cherance, quien deleito con sus variadas presentaciones de chocolates de combinaciones de cacao con parchita, coco, café, mazapán y menta, que le dieron el toque dulce y romántico a la velada.

De fondo musical cautivaron las melodías de las producciones discográficas de María Alejandra Rodríguez y Pablo Gil los jóvenes que representaron a Venezuela en el Festival de Viña del Mar y quienes con su grabación aportaron los acordes en jazz que crearon una sincronía perfecta con la exposición.

Entre los presentes contaron con la asistencia de miembros de la Cámara de Comercio Venezolano –Alemana e invitados especiales que disfrutaran de una velada amena en la cual pudieron recrearse con la excelente fusión entre arte, moda, gastronomía acompañadas con las melodías del jazz.